Centro Tampa - Noticias en Español | CentroTampa.com
viernes, 16 noviembre, 2018
ZONA ROSA

Johnny Ventura: El genio musical que nunca pasa de moda

TAMPA- El maestro del merengue Johnny Ventura no es solo un hombre con mucho ritmo sino también de palabra. Cree en lo que dice y actúa con la certeza de quien no se ha mantenido en la industria de la música por casualidad o la suerte del destino. En su caso, fue y es la calidad de sus canciones y arreglos las que dictan una vigencia consistente y el cariño del público de todas partes.

Ventura será la gran carta de presentación de una nueva edición de Conga Caliente, la fiesta hispana gratuita más importante en el área de la Bahía de Tampa. Conga Caliente se realizará el 4 de noviembre de 11 a.m. a 6 p.m. en Al Lopez Park , ubicado en 4810 N Himes Ave.

CENTRO Tampa conversó con Ventura desde Nueva York sobre la oportunidad de presentarse en un festival que congrega a miles de hispanos y sus familias hace 15 años.

CENTRO Tampa (CT): ¿Cómo se siente con la oportunidad de visitar Tampa en Conga Caliente?

Johnny Ventura (JV): Participar en un festival de esta categoría siempre es importante. Me siento muy feliz y contento de que me tomen en cuenta para esta ocasión y estoy preparándome precisamente para llevarle esa música que a la gente disfruta de mi trayectoria.

CT: No es la primera vez que pasa por el área de la Bahía de Tampa, ¿verdad?

JV: No es mi primera vez. Tuvimos la dicha de ser uno de los primeros artistas hispanos que estuvimos haciendo vida por allá, a pesar de que hace muchos años no tenemos la oportunidad de visitarlos.

CT: Mucha gente que no ha tenido la oportunidad de verlo en vivo y directo se preguntará, ¿cómo se vive una presentación de Ventura? ¿Qué le diría a esa persona?

JV: Un concierto de Johnny Ventura es siempre en base a la trayectoria que sobrepasa las 100 producciones. Se escucha una música con mucha alegría y con un dinamismo único que ponemos en escena. Todo eso, estamos seguros, será del agrado de nuestro público.

CT: ¿Qué opina de esas voces que aseguran que el merengue no es el mismo de antes y que está decayendo frente a otros géneros musicales?

JV: El merengue, como todo en la vida, ha tenido ciclos. Como género quizás no está sonando en radio actualmente. Recordemos que en el momento en que llegó la tecnología, uno de los géneros principales era el merengue. Después vino la piratería que eliminó a los disqueros. Los cultores del merengue no hicimos lo que debíamos hacer, que era promocionar. Ese fue un gran descuido. Pero el merengue es una música que sigue alegre y no es de temporada porque es la música de la República Dominicana. En realidad hablamos de dos géneros, que son la bachata y el merengue. Son géneros que conviven en los dominicanos. No tengo miedo por su futuro, siempre y cuando los jóvenes se dediquen a cultivarlo.

CT: ¿Qué opinión tiene de esta nueva ola tecnológica que impregna la industria musical? No son los discos los que mandan, sino los sencillos, los ‘hits’ del momento.

JV: La industria ofrece muchas oportunidades que no la tuvimos nosotros. El espectro de la internet y los medios de comunicación permiten que a una persona lo vea el mundo entero. Esa es una gran ventaja. A esos muchachos les digo que el mundo es difícil y hay que tomarse tiempo en una buena preparación. La música es la ciencia que más evoluciona porque simultáneamente se está creando. Hay millares de talento haciendo música y cada uno trata de poner una impronta. Para aquellos que no están preparados la ‘guagua’ los deja a pie. No solamente en música uno debe prepararse sino en todo. Creo que hay que dejar la parte empírica para dedicarle tiempo y esfuerzo a la educación.

CT: ¿Sigue haciendo arreglos?

JV: En mi discografía el 80 por ciento de los arreglos los hice yo. De un tiempo a esta parte lo hace mi hijo porque estoy dedicado a recorrer y sembrar mi trayectoria en el mundo y en el recuerdo de mucha gente. Por eso no estoy arreglando en este tiempo. Él lo hace muy bien.

CT: En el campo político su voz no se ha silenciado. Se escucha y de manera consistente. Cuéntenos por qué.

JV: Nosotros formamos una agrupación ‘Todos una fuerza’ y la intención es darle una herramienta de empoderamiento que no está satisfecha. La mayoría de la gente se queda en las gradas viendo el tiempo pasar y criticando. Hay que hacer, nada te excluye de hacer cosas buenas por tu país. Hay gente que quiere bienestar sin procurarlo. Hay gente que debe participar en política. Hay corruptos, si quieres participar, empodérate. Si te consideras serio y honesto, participa. Hay que abrir esa puerta de participación por un mejor estándar de vida a la República Dominicana. La respuesta ha sido muy rápida porque estamos inscribiendo mucha gente. Pretendemos dar una herramienta diferente y con criterios. Nosotros estamos escuchando a muy pocos políticos por la amenaza que existe por los empleos. Muchos empleos van a ser sustituidos por la tecnología, Esto no se puede detener, pero se puede regular para entender que las nuevas herramientas deben ser herramientas de superación y no de desplazamiento del ser humano. Los empresarios deben entender que si la gente pierde trabajos el poder adquisitivo va a bajar y muchos negocios se verán afectados. ¿A quién se lo van a vender si no hay poder adquisitivo? Yo pienso que hay que regular. Hay un mundo grande para todos. Hay que reglamentar y ser ordenados.

CT: ¿Cómo recuerda sus inicios en la música?

JV: Empecé justamente con Trujillo vivo y fui fruto de la escuela de canto y música de la escuela de su hermano Petán. Donde estudié canto y música fue en la Escuela de la voz dominicana, que era la empresa de radio y televisora de ese régimen. Pero la explosión mía fue después que a Trujillo lo matan porque hubo un eco en la música porque lo que se hacía era música para que él bailara. Encarnamos las nuevas opciones y gracias a Dios fui aceptado. El sueño es disfrutar del calor y cariño de la gente. Soy de los contados artistas que, después de 60 años de actividad plena, todavía la gente lo escucha y asiste masivamente a sus conciertos. Vivo agradecido de Dios y de la gente que ha hecho de mi música parte de sus vidas.

Comments